Volver atrás

Qué hacer en Taiwán: las mejores atracciones en el tigre asiático

Si estás a punto de viajar a Taiwán y te preguntabas cuáles son las mejores cosas para hacer allí, este artículo te propone algunos paseos imperdibles, de entre la gran variedad de alternativas para ver, conocer y disfrutar en aquel paraíso asiático. Quien quiera saber qué hacer en Taiwán puede aprovechar en este repaso algunos de estos consejos jugosos para su viaje. 

Una de las cosas que se puede hacer en Taiwán es visitar el Taipei 101 y contemplar su magnitud y todo lo que contiene. Indudablemente una de las cosas imperdibles para los que se preguntan qué hacer en Taiwán es conocer esta torre de más de quinientos metros de altura, inaugurada en diciembre del año 2004, que se deja ver desde varias partes de la ciudad. Si bien es uno de los edificios reconocidos por ser de los más altos del planeta, no es la construcción más elevada del mundo. 

Eso sí: este particular rascacielos es de lo más cautivante, asombroso y superador como visita en todos los sentidos, que se pueda conocer en el mundo entero. Esta torre también es conocida como “edificio verde”, esto por su forma similar a una caña de bambú. Se dice que es de las edificaciones más seguras que existen. El rascacielos es sumamente estable y al mismo tiempo bien elástico, lo suficiente como para mantener la estabilidad que requiere una edificación de semejante envergadura y altura. 

Asimismo debió trabajar para garantizar los mecanismos contra terremotos y huracanes propios de la región sobre la que está montada. Por sus dimensiones fue necesario plantar más de quinientos pilares de acero a gran profundidad y a su vez se apoya sobre una plataforma de casi diez mil toneladas de peso hechas también de acero. Sumado a dos pisos enteros de amortiguadores contra los temblores, y para completar las medidas de seguridad, en las esquinas del monstruoso edificio se levantaron unas majestuosas columnas como soporte y proporcionan aún más firmeza, seguridad y solidez a la torre. 

Taipei 101 tiene los ascensores más veloces conocidos hasta hoy que circulan en forma vertical de un extremo al otro de la imponente construcción. Este espectacular edificio contiene además un centro comercial y financiero, cuatro plantas destinadas a estacionamiento, oficinas, centros de conferencias, restaurantes y un observatorio. Una visita que vale la pena. 

Si querés saber qué hacer en Taiwán, otra buena idea es acercarse al Memorial de Chiang Kai Shek. Este monumento fue construido en memoria del primer presidente de la república China. El levantamiento del famoso salón nacional fue dedicado al expresidente Chiang KaiShek. 

Se ubica en el centro de la ciudad antigua, rodeado de un gran parque que puede ser visto desde el edificio de la oficina presidencial. Delimitando el complejo de jardines y la gran plaza se encuentra, por un lado, el Teatro Nacional y al otro extremo el National Concert Hall. Y una gran e imponente estatua hecha de bronce en recuerdo de Chiang Kai Shek. Todo el importante complejo es un espacio muy tranquilo, lugar que muchos taiwaneses utilizan como punto de encuentro. 

Otras de las mejores para los que buscan qué hacer en Taiwán es ir a Zhiben, un sitio ubicado en la costa suroeste, una isla con un entorno natural e ideal para los viajeros que quieren relajarse. Taiwán es también muy conocido por sus aguas termales: posee cantidad de lugares para sumergirse en las cálidas aguas, aunque puntualmente en Zhiben se encuentran los más antiguos y espectaculares resorts para alojarse y disfrutar de los beneficios y propiedades de los baños calientes. Aguas de altas temperaturas e  inodoras. Todas las instalaciones están escondidas entre río y montañas un paisaje perfecto para renovarse. ¡Encantador! 

Otra de las alternativas para los que quieren conocer qué hacer en Taiwán y no errar el tiro es conocer este asombroso sitio que les presentaremos a continuación. Son los campos de sal de Jinzai Jiao. Un paisaje único y especial para admirar, que vale la pena conocer. Es un árido desierto en su origen y en ese entonces se convirtieron estos, en los productores de sal más importantes de la zona. Fue construido durante la dinastía de Qing allá por el año 1800. En la actualidad, aunque ya la producción de sal es una cuestión meramente simbólica, los campos de sal de Jinzai Jiao, forman un interesante y fantástico paisaje, que se instala como punto turístico que vale la pena visitar. 

Si te preguntás qué hacer en Taiwán por las noches, esta salida es una muy buena propuesta. Un lugar muy famoso en la isla interesante para visitar, recorrer y disfrutar es el mercado nocturno de Shilin. Ubicado frente a la estación MRT, es considerado el más popular y grande de la ciudad, el Shilin Night Market, es un espacio ideal y muy bien organizado para comprar ropa, accesorios y consumir las especialidades en comida que se venden en el paseo. 

Está dividido en dos secciones. Uno de los sectores conformado por las calles que rodean un tradicional teatro llamado Yagming Theatre y llega hasta el Chi Cheng Temple, otro tradicional de la ciudad. El otro sector principal es un gran y central patio de comidas con una amplia oferta para consumir y probar. Una variedad impresionante de bocadillos, como brochetes de calamares fritos, omelettes de ostras, salchichas gigantes, panes, helados, panqueques, bebidas tradicionales y mucho más. Sabores muy particulares que solamente se pueden encontrar en el mercado de Shilin. 

Sumado a esto una variedad de tiendas con ofertas de vestimentas y accesorios que se pueden adquirir a precios muy accesibles. En el mercado siempre se puede sentir un clima de alegría que seduce cantidad de gente cada noche. 

Otra de las atractivas propuestas para los que exploran qué hacer en Taiwán es visitar el pueblo de Maokong. Es una famosa aldea que alberga una gran variedad de casas de té, como también los campos con sus plantaciones. Allí mismo, una telesilla recorre desde el pie hasta la cima de la montaña, dándole la posibilidad a los visitantes de contemplar hermosas vistas de la ciudad. 

A lo largo de cien hectáreas se extiende el Centro Memorial de Fo Guang Shan Buddha. Este es un museo cultural y religioso que alberga una majestuosa estatua, que se alza a unos cuarenta metros de altura, del Buda Shakyamuni, fundador de la fe budista. Por otra parte, el Parque Nacional de Kenting te recibirá para disfrutar al máximo de sus playas de arenas blancas, comer mariscos, así como también surfear o bucear o simplemente bañarse y tomar sol. 

Todo esto y más se puede hacer en Taiwán. Las aquí compartidas son tan sólo algunas de las encantadoras propuestas que ofrece este destino asiático. Parques, playas, mercados, museos templos, centros termales, el famoso rascacielos y variedad de tradicionales exquisiteces para probar, entre otras tantas opciones. ¿Ya tomaste nota?

Suscribite para recibir las mejores ofertas!